top of page
  • Foto del escritorEscenarios Saludables

“El sin sentido de la guerra.Pensando en las guerras de hoy y siempre…”

Lic. Eugenio Pérez Soto

Licenciado en Psicología. Logoterapeuta. Profesor universitario y Rector del CPEL (Centro de Psicología Existencial y Logoterapia)


Viktor Frankl nos habla en el libro El hombre doliente “Sabemos desde Auschwitz de lo que es capaz el ser humano. Y sabemos desde Hiroshima de lo que está en juego”.


Que reflexión profética que nos hace el Maestro de Viena “lo que es capaz el ser humano” evidentemente nos habla del odio, la muerte, la aniquilación de toda persona de su derecho a la vida no solo individual sino la que apunta al bien común que nos invita a la libertad, el diálogo y caminar juntos desde el encuentro que nos humaniza en nuestra realización de persona.


Olvidarse del llamado a la vida es no tener en cuenta la dignidad del respeto a cada persona cuando esto ocurre el hombre se vuelve objeto de la situación se lo ve desde la utilidad como algo desechable, descartable es ponerlo en el lugar más bajo solo es una pieza de un engranaje para llegar no al beneficio común sino el de la maldad humana que es el propio interés sin importar la muerte de tantas vidas inocentes, niños, jóvenes que son el futuro o la de los ancianos que son el sostén de valores vividos que construyen sentido en la gran familia universal que es la humanidad.


¿Puede ser que el hombre este tan ciego para no mirar al otro desde sentido y amor? Cuando se toma esta actitud orientada a la muerte es cuando el ser humano se llana de omnipotencia se siente como Hades en el Olimpo dios del mundo subterráneo y de los muertos.


Un mundo subterráneo donde se prepara toda una guerra durante años desde lo escondido para dar el golpe mortal, clavar el aguijón que destruya a toda la humanidad solo por su propio interés que es plasmar su propia maldad inspirados en el mundo de Ares el dios de la guerra. Cuando el hombre se endiosa se vuelve delirante, fanático, porque no hay transcendencia no hay ámbito de encuentro solo hay narcisismo que se encierra matando a los demás y a él mismo.


Que terrible fin encarna la guerra desde su sin sentido que se vuelve sentido de muerte para destruir a la humanidad a través de personas históricas concretas que solo quieren perpetuarse un bronce eterno lleno de odio, injusticia y sangre donde dolorosamente toda esta realidad está en juego.


El Papa Francisco, en el 70 aniversario de la liberación del campo de exterminio, exclamó con fuerza: “Auschwitz es un grito de dolor que, en ese gran sufrimiento, está pidiendo un futuro de respeto, de paz y de encuentro entre los pueblos”; y Pablo VI nos recuerda en su mensaje en la X Jornada de la Paz de 1977: “Si quieres la paz defiende la vida” … ese el verdadero sentido de la vida.


“Sabemos desde Auschwitz de lo que es capaz el ser humano. Y sabemos desde Hiroshima de lo que está en juego”

Comments


bottom of page